Facebook icon logo Twitter icon logo Google+ icon logo YouTube icon logo LinkedIn icon logo RSS icon logo

Suscríbase al Newsletter

X Cómo hacer equipos estrella

Cómo hacer equipos estrella

Reciba gratis en su correo este artículo de Harvard Business Review al suscribirse a nuestro newsletter diario.

China es el quinto proveedor de El Salvador

Fuente: El Diario de Hoy Lunes, 21 de Diciembre de 2009 09:38

China envía a El Salvador productos de hierro o acero, telas para sector de maquila y confección y electrodomésticos.


El teléfono celular que usted usa, alguna de las prendas que viste, o cualquiera de los productos que tiene a la mano en este momento fue hecho, muy probablemente, en China, dijo El Diario de Hoy.

La emergente potencia asiática escaló en la última década varias posiciones hasta ubicarse entre los primeros cinco países que más le venden a El Salvador, según estadísticas oficiales.

En los primeros 10 meses de este año, El Salvador importó de China un total de US$269.9 millones. La cifra ubica a China como el quinto proveedor más importante para nuestro país, después de Estados Unidos, Guatemala, México y Honduras, en ese orden.

"El comercio con China ha ganado importancia en los últimos años, especialmente en la parte de importaciones", asegura Xiomara Hurtado de García, jefa del Departamento de Balanza de Pagos del Banco Central de Reserva (BCR).

Rápido crecimiento

La funcionaria añade que entre 2005 y 2008, las importaciones salvadoreñas desde China crecieron a una tasa promedio anual de 30%.

Una revisión de las importaciones salvadoreñas desde China en los últimos 10 años muestra que en el año 2000 el gigante comunista ocupaba el lugar 22 en el ranking de países que venden productos a El Salvador.

Este dato se basa en las estadísticas que pone a disposición en su sitio de internet la Secretaría de Integración Económica Centroamericana (SIECA), y que no incluyen maquila.

Para 2001, los asiáticos habían escalado siete posiciones, hasta ubicarse en el lugar 15. Tres años después habían saltado otros cinco puestos. Y ya en 2007, China se ubicó en el cuarto peldaño entre los países proveedores de El Salvador, sitio que mantuvo en 2008.

Ese meteórico crecimiento se ha visto frenado este año, en concordancia con la caída de las importaciones globales de El Salvador, que a octubre cerró con un saldo de -28.3% en comparación con el mismo periodo del año pasado.

¿Qué productos de China importa El Salvador? En primer lugar se ubican los productos de hierro o acero, incluyendo el alambrón de hierro.

El segundo rubro en importancia lo constituyen las telas y demás materias primas para la industria maquiladora.

Un tercer grupo de productos que El Salvador compra en fuertes cantidades a China está compuesto por las máquinas y aparatos eléctricos y sus partes, tales como teléfonos inalámbricos y celulares, televisores y equipos de sonido.

El Salvador también compra a China fuertes cantidades de productos de las industrias químicas y conexas, como abonos; y plásticos y sus manufacturas.

Los cargamentos que se embarcan desde China con rumbo a nuestro país incluyen además productos como calzado, flores artificiales, juguetes, y una larga lista de otros bienes.

Pocas exportaciones

El rápido crecimiento de las importaciones contrasta con las ventas de productos salvadoreños a China. El gigante asiático ni siquiera figura entre los primeros 15 destinos de exportaciones salvadoreñas.

En 2008, por ejemplo, El Salvador vendió a ese mercado asiático productos valorados en poco menos de seis millones de dólares.

Lo que El Salvador más exporta a China son desperdicios de aluminio, hierro, acero y plástico para reciclaje.

Esos productos de desperdicio "abarcan alrededor del 80% de lo que le estamos exportando a China", destaca De García, del BCR.

La funcionaria agrega que "es muy reducido el comercio que se ha logrado con ellos (...) Dentro de las exportaciones ha habido una gama muy reducida de productos".

Una nota reciente de la agencia de noticias AP sostenía que buena parte de las tapas de alcantarillados robadas en diferentes ciudades del mundo son vendidas por los ladrones a intermediarios que a su vez las envían a China, "donde hay una gran demanda de hierro para los rascacielos de Shanghai, Beijing y otras ciudades".

Al preguntarle si algunas de las tapas robadas en El Salvador podrían haber ido a parar a China, De García dijo que "podemos suponer que si se da ese tipo de robos es porque hay en este momento en el mundo un mercado bastante grande de material reciclable" no solo en China.

Noticias relacionadas